lunes, 1 de octubre de 2012

MONOTONÍA



MONOTONÍA


¡Déjame ya, no me importunes!
no vengas hoy como ayer
y ayer como el otro día.

Déjame intentar
dibujar nuevos contornos
en el horizonte de mis confines.

Déjame afinar este instrumento
que traiga una nueva melodía
a mis obras y mis quehaceres.

Déjame recoger la miel
que destilan las ideas novedosas.

Déjame ser yo
un nuevo yo cada mañana.


Noe Domínguez.

2 comentarios:

Kenit Folio dijo...

No sé si es prosa o poema, pero es hermoso.
Un beso, Noe.

Noe Dominguez dijo...

Gracias, Kenit.
Es verso pero no sé por qué narices no me reconoce el formato :-(
Un beso